Hoy ha reaparecido en público Aung San Suu Kyi, Premio Nobel de la Paz. Lleva en arresto domiciliario desde hace 4 años y medio y actualmente se enfrenta a una pena de prisión por haber dado cobijo en su casa una noche a un ciudadano americano, John Yettaw, violando así el arresto domiciliario.
Lo que yo no sabía es que este hombre había llegado hasta ella atravesando a nado el lago Inya, y que fue detenido, al día siguiente, cuando salía de las aguas del lago. Dijo que lo había hecho por la preocupación que sentía por la vida de ella. Me pareció una imagen muy bonita.
“La Dama”, le llaman la gente de Myanmar a Aung San Suu Kyi.